Archivo de la categoría: Recetas fáciles

Fréjoles con tomate (V)

frejolescontomate

Ingredientes:

Salsa de tomate casera (como la de la receta 1, por ejemplo).

– Fréjoles frescos (judías verdes).

Elaboración:

Lo importante de esta receta sencilla y deliciosa es tener una buena salsa de tomate y unos fréjoles tiernos y jugosos como los que cocina la abuela Choni en Salamanca. Solo hay que cocer los fréjoles hasta que queden al dente en agua con sal, añadirlos a la salsa de tomate casera y dejarlos a fuego suave unos minutos. Cuesta creer que algo tan fácil pueda estar tan rico.

Anuncios

Pasta con pesto de espinacas y avellanas

Ingredientes:

– La pasta que más nos guste (yo con la pasta soy monoclásico y le puse spaguetti).

– 1 buen manojo de espinacas.

– 1 ajo.

– 1 cucharada de queso parmesano (o no, si eres vegano).

– 1 puñado de avellanas.

– Aceite de oliva y sal.

Elaboración:

He aquí una receta fácil y deliciosa, para unas prisas. Hacer un pesto de espinacas es muy sencillo, normalmente se hace con albahaca (puedes verlo en la receta del pesto), pero la espinaca es una opción deliciosa para experimentar con esta salsa tan versátil. Para hacer el pesto trituramos un buen manojo de espinacas junto a un ajo, un poco de queso (es prescindible, pero si se lo pones, que sea curado…, normalmente lleva parmesano), un puñadito de avellanas (u otro fruto seco, la receta original lleva piñones, pero a mi me gusta más con nueces, anacardos o avellanas) un chorro de aceite de oliva (yo, transgresor de mi, me lo salté a la torera y le puse unos tomates secos que conservo en aceite de oliva, me daba en la nariz que combinarían bien), un pellizco de sal y a batir. Si queda muy densa se puede aligerar con agua o más aceite de oliva, o mitad y mitad. Una vez que tengas la salsa preparada, ya solo queda cocer la pasta al dente (integral, claro), mezclar y ñam ñam.

Muhammara (V)

muhammaraLa muhammara es una deliciosa salsa de origen sirio a base de pimientos asados, nueces y especias que siempre, siempre, siempre, gusta y sale bien.

Ingredientes:

– 300 gramos de pimientos asados (más o menos).

– 1 taza de nueces pelados (como 75 g).

– 1/2 cucharadita de comino.

– 1/2 de pimentón (dulce para los dulceros, picante para los rijosos).

– 1 ajo hermoso.

– 1 chorrito de limón.

– 2 cucharadas de levadura de cerveza (o pan rallado).

– 100 ml de aceite de oliva.

– Sal, pimienta y, si gusta el picante y te atreves, una guindilla cayena

Elaboración:

Batir todos los ingredientes hasta que quede una salsa fina y consistente, más o menos como la de la foto. Hay quien se la come a cucharadas, pero lo suyo, aunque solo sea por guardar las formas, es mojar pan árabe o regañás.

 

Patatas ajoperejiladas (V)

patatasajoperijeladasconcascara

Ingredientes:

– 2 Patatas hermosas, a ser posible ecológicas.

– Aceite, vinagre, sal, perejil, ajo, pimienta y pimentón.

Elaboración:

Una forma de darle un toque chispeante a las patatas es presentarles a 7 amigos deliciosos: Aceite, vinagre, sal, perejil, ajo, pimienta y pimentón.

Hay platos arriesgados en los que puedes llevarte un piropazo si aciertas, o tener un día agar agar (muy espeso) y meterla hasta el corvejón…, pues bien, este no es de esos platos, aquí triunfas siempre. Como diría Aníbal, del equipo A: “Me encanta que los platos salgan bien”.

Empezamos por las 2 hermosas patatas que, una vez bien lavadas (ecológicas siempre con piel) y cortadas en bastones, freiremos en aceite de oliva a fuego vivo. Retiramos cuando estén doradas y crujientes, ponemos en papel absorbente para desgrasan, retiramos el aceite de la sartén, volvemos a poner las patatas y las bañamos con la salsa ajoperijelera, que habremos preparado con dos ajos picados finos, un puñadito de perejil, una cucharada sopera de vinagre, un poco de pimentón, sal y pimienta. Removemos hasta que todo se mezcle bien y a la mesa los ocho amigos, calientes y humeantes como un fumarola volcánica (mi recomendación es comerlas con las manos, te va a dejar unos dedos aromatizados que no vas a poder dejar de chupar).

Sopicrema de tomate (V)

sopadetomate

Ingredientes:

– 4 ó 5 tomates hermosos.

– 1 pimiento rojo y otro verde.

– 1 zanahoria.

– 2 ajos.

– 1 cebolla.

– 1 chorrito de vino blanco o ron (o no).

– Sal, pimienta, comino y aceite.

Elaboración:

Tan sencillo como sofreír en un chorrito de buen aceite de oliva un pimiento verde y otro rojo en juliana, un par de ajos picados, la zanahoria y a cebolla, todo bien picado. Dejar que poche bien, y cuando empiece a dorar un chorrito de ron o vino blanco, dejar que evapore, y añadir los tomates en trozos (o una lata de tomate pera), salpimentar y ponerle una cucharadita bien colmada de comino (esta es la clave), dejar que cocine lentamente, corregir de especias y acidez (con el pimiento rojo no suele quedar ácido, pero si queda se puede poner una cucharadita de panela) y ponerle un poco de agua para aligerar, con lo que habremos convertido una deliciosa salsa, en una exquisita sopicrema de tomate.

Nota: Es una sopicrema deliciosa, pero si además la quieres hacer vistosa puedes adornarla con una hojita de albahaca o perejil y/o un poco de comino espolvoreado y/o unos costroncitos de pan frito o tostado.

Ensaladilla de pimientos con alubias blancas (V)

ensaladilladepimientosconalubias

Ingredientes:

– 2 pimientos rojos, 2 tomates y 2 berenjenas, todo para asar.

– 350 g de alubias blancas cocidas (lo que viene siendo un bote).

– 2 ajos.

– Comino, aceite de oliva, vinagre, pimienta, 1 clavo de olor y sal.

Elaboración:

Asamos en el horno los pimientos rojos, los tomates hermosos y las berenjenas con un poco de sal y aceite de oliva. Una vez asados los dejamos templar, pelamos y los partimos en trozos o tiras, agregamos dos ajos cortados en trocitos pequeños, una cucharada de cominos molidos, sal, pimienta, aceite y una gotita de vinagre de manzana. Finalmente añadimos las alubias blancas y a mojar pan.

Nota: Esta misma ensaladilla, queda igual de completa y deliciosa con judías pintas o garbanzos (especialmente con garbanzos).

Pasta con brócoli y champiñones

pastaconbrocoliychampinones

Ingredientes:

– 8 ó 10 champiñones.

– 1 arbolito de brócoli (como 500 g).

– Pasta (la que más te guste).

– Pimentón dulce, aceite y sal.

 Elaboración:

Se rehogan un par de ajos bien cortados con los champiñones en láminas, cuando estén al dente se añade un chorrito de de vino blanco, media cucharada de pimentón dulce y se deja reducir. A parte se parte el brócoli en arbolitos pequeños y se cuece 4 minutos, se saca con espumadera y se añade al sofrito de champiñones y ajo. En el agua del brócoli se cuece la pasta, y cuando esté al dente se escurre y se añade al resto, removemos para que se mezcle bien todo y al final añadimos un chorrito de aceite de oliva.

Nota: La pasta y el brócoli son un matrimonio feliz, pero si te apetece ampliar la familia se puede rallar un poco queso encima, o bien, como hice yo, un chorrito de salsa de soja, o añadir un pellizco de del trampantojo de parmesano, un sazonador versátil y delicioso. Ni que decir tiene que puedes usar el tipo de pasta que prefieras (yo le puse espagueti integral), y la seta que más te guste, (en mi caso fueron champiñones, aunque el shitake o el boletus de van de lujo).

 

Patatas conceptuales (V)

papasconceptuales

Ingredientes:

– Patatas.

– Conceptos (es broma, aunque si tienes yo le pondría un pellizco).

– Finas hierbas, pimienta, clavo, orégano, romero, aceite de oliva, vino blanco y sal.

 Elaboración:

Una receta facilísima y deliciosa a la que es imposible no aficionarse. Se lavan bien 6 patas entre medianas y pequeñas, se rajan a la mitad (con cáscara para que queden más jugosas), se ponen en una cazuela de barro y condimentan con finas hierbas, orégano, pimienta, clavo, romero y sal (puedes usar las especias que más te gusten). Se añade un buen chorro de aceite de oliva y medio vaso de vino blanco y al horno 25 ó 30 minutos. En microondas se hacen en 15 minutos y quedan que ni tintao al dantete en toche. La historia de por qué conceptuales, es larga, aunque sabrosa, si me animo un día la cuento.

Crema de calabacines con champiñones y espinacas

cremacalabacinychampinon

Esta crema es un acierto, lo digo así, sin pudor ni falsa modestia.

Ingredientes:

– 2 calabacines.

– 1 zanahoria.

– 1 puñado de espinacas.

– 7 champiñones.

– 1 nuez de gorgonzola.

– Sal, pimienta, nuez moscada y perejil.

Elaboración:

Ponemos a cocer los calabacines, la zanahoria, las espinacas, los champiñones y el trocito de queso gorgonzola (perfectamente prescindible si queremos hacerla vegana), añadimos sal, pimienta, nuez moscada y perejil en crudo, batimos fino y ñam ñam. Se me ocurrió adornarla con unas gotitas de soja, me pareció que le daba un toque pluscuamdabuti.

Garbanzos con rebozuelos (V)

garbanzosconrebozuelos

Ingredientes:

– Garbanzos para los que seáis (80 g por persona, 150 si están cocidos.

– 1 chalota (o cebolleta, o cebolla).

– 1 puerro.

– 250 g de rebozuelos (sustituibles por shitake, boletus, champiñones, o la seta que más te guste).

– Caldo de verduras.

Elaboración:

Se pican y pochan una chalota (o cebolleta, o cebolla…) y un puerro…, una vez pochados se añade un poco de chorizo ahumado vegano (o no), se rehoga unos minutos y añadimos las setas elegidas. En esto que seguimos pochando, y finalmente, cuando parecía que nos iba a olvidar, aterrizamos del fantaseo y ponemos los garbanzos cocidos (de bote o de olla)…, cubrimos de caldo de verduras (o agua) y en 30 minutos está listo.

Apostillas:

Yo le puse también unas finas hierbas y le rallé un poquito de jengibre. El caldo lo hice con un sobrecito de sopa miso (lo ideal hubiera sido que fuera de sopa o crema de champiñones, pero no tenía). Una pastilla de caldo de verduras, a ser posible ecológica, le va igual de bien…, o un chorrito de salsa de soja…, se me acaba de ocurrir.

Si no te van las setas, porque no te gustan, o porque tienes miedo de envenenarte, le puedes poner soja texturizada (hidratada, enharinada y frita, como siempre)…, aunque entonces tendrías que cambiarle el nombre a la receta y llamarlo trampampollo con garbanzos.

También le puse una pizca de pimentón y media de cayena…, lo confieso, me encantan las cosas rojas y picantes…

Lo sé…, en esta receta me he puesto un poco plasta con las apostillas…, sorry, prometo que volverá a repetirse.